Por qué publicamos el Informe de la Salud de Internet

Durante este mes, Mozilla publicará el segundo Informe de la Salud de Internet completo, que nos muestra dónde la tecnología hace que nuestra vida y nuestro mundo sea mejor  — y dónde los está empeorando. La mayoría de las veces, la nueva tecnología en línea hace ambas cosas — mejora y empeora las cosas. Por lo tanto, es fundamental que miremos constantemente qué está pasando en este rubro y nos preguntemos: ¿cómo queremos que evolucione para la humanidad?

Nada enfatiza más esta tensión — y la urgencia de pensar las cosas detenidamente — que el rápido crecimiento de la inteligencia artificial.

Todo aquel que use internet ya está interactuando con alguna forma de inteligencia artificial, y pronto se integrará más en nuestras vidas. Por lo general, esta experiencia es positiva — la inteligencia artificial recomienda nuestra música favorita, atenúa nuestras luces por la noche y nos muestra las rutas más rápidas o más vistosas a nuestro destino.

Sin embargo, la inteligencia artificial también viene con enormes riesgos — y son complicados de desentrañar y entender.

Paso mucho tiempo pensando en cosas como esta, y hasta ahora no logro comprenderlas totalmente. Por supuesto, son muchos los que están tratando de hacer lo mismo. Recientemente, Bill Gates comparó la inteligencia artificial con la energía nuclear en términos de riesgos y ventajas. Tal vez no sepamos realmente cómo sentirnos ante los enormes riesgos que enfrentamos, pero se están aclarando algunas preguntas que debemos hacer.

¿Quién diseña los algoritmos?

¿De qué datos se alimentan?

¿A quiénes discrimina?

¿Nos están manipulando para tener adicción a los productos?

¿Estamos haciendo que la centralización masiva de internet sea mucho, pero mucho peor? (adelanto: ¡sí!)

El primer artículo destacado en el informe de este año se titula “Pidamos más a la inteligencia artificial”. Su objetivo es plantear las preguntas, hacer que el debate sea más transparente y alentar a las personas a conversar entre sí sobre el futuro que queremos. Sin embargo, necesitamos más que preguntas. Necesitamos una visión clara de cómo queremos que la inteligencia artificial sirva a los humanos y a la humanidad, y de cómo podemos hablar al respecto y mitigar los riesgos.

Es por eso que el Informe de la Salud de Internet es tan importante. Lo publicamos cada año en abril para ayudarnos a tratar de resolver colectivamente asuntos como este. Es una amplia recopilación de historias y muestras de investigación que explican los temas claves del momento, desde el nivel personal al global. Por ejemplo, si hacerse una prueba de ADN es una buena idea, o cómo las leyes de privacidad en Europa están afectando a la internet en su conjunto.

Con el informe, nuestro objetivo es exhortar a las personas a pensar críticamente y a cuestionar la tecnología en nuestras vidas. A través de la amplificación en medios, queremos que el público conozca sobre el Informe para así originar conversaciones de sobremesa y en salas de juntas. Además, tratamos de equipar a los activistas con información útil para asesorar mejor y persuadir a quienes toman decisiones en los Gobiernos y en la industria a que hagan lo correcto.

Si ponemos a las personas en el centro de esta ecuación, podemos enfocarnos en las partes más benéficas, emocionantes e inspiradoras de internet, mientras reconocemos queda mucho por hacer para lograr la internet que queremos. Si lo vemos así – a través de la idea de una internet ‘saludable’ – tratamos de brindar las herramientas que las personas, empresas y Gobiernos necesitan para construir la internet que nos gustaría tener, en vez de aceptar la internet que nos dieron.

El 24 de abril, te invito a leer el informe, a colaborar con comentarios, a descargarlo, a compartirlo y difundirlo, a reproducirlo y a que te inspire. Al celebrar el esperado lanzamiento del informe, también estamos celebrando a las más de 200 personas que lo han hecho posible — académicos, entidades sin fines de lucro y centros de investigación que trabajan para mantenernos protegidos y mejor informados; los creadores y tecnólogos que crean espacios seguros para nosotros; y los usuarios cotidianos que identifican problemas en sus espacios en línea y ofrecen soluciones.

Finalmente, el informe es por y para ti. El lector. El activista. El donante. El socio. El miembro de la comunidad. No podemos hacer esto sin ti.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *